Pau Gasol

Pau Gasol

Descripción

NaTakallam (Hablamos en Árabe) aprovecha la tecnología para satisfacer necesidades de millones de personas desplazadas altamente educadas que no tienen acceso a ingresos. A través de la empresa social, los refugiados pueden trabajar online como tutores, profesores, instructores de intercambios culturales y traductores, proveyendo a los usuarios un servicio de idiomas de calidad. Este acuerdo es un salvavidas para los individuos desplazados y afectados por los conflictos, que ofrecen una ruta a la sostenibilidad financiera durante y después de un desplazamiento y en un periodo inicial del reasentamiento.  

NaTakallam es una empresa regentada por mujeres cuyos miembros pertenecen a diversos países, incluyendo Líbano, China, Ruanda, Turquía, México, Italia, USA, Siria y Túnez.

Contexto

El tema de los refugiados estalló en 2015 cuando se hizo viral la foto del cadáver de Aylan Kurdi, de 2 años, en las costas turcas. Desde entonces, el desplazamiento mundial (casi 100 millones de personas) no ha dejado de aumentar. El COVID-19 ha agravado la situación y ha paralizado los procesos de reasentamiento, y el desplazamiento debido al cambio climático se está acelerando: otros 150 millones de personas se convertirán en refugiados en 2050 (Banco Mundial). Además, la invasión militar rusa de Ucrania ha desplazado a unos 17,6 millones de personas que necesitarán ayuda humanitaria en 2023 (ACNUR). En octubre de 2023, el conflicto en curso en los Territorios Palestinos Ocupados se intensificó, y con el 90% de los civiles de Gaza desplazados en la actualidad, la necesidad de ayuda crítica es evidente, y es probable que siga aumentando.

En la actualidad, millones de personas han cruzado las fronteras pero siguen atrapadas en campos y en centros de detención fronterizos. Como muchos países de acogida no les conceden la residencia legal, a menudo no tienen acceso, o éste es limitado, a oportunidades de obtener ingresos en la economía local. Incluso cuando son reasentados formalmente, los refugiados se enfrentan a barreras lingüísticas, legales o culturales para entrar en un nuevo mercado laboral. Los refugiados ya están separados de sus hogares y familias, y a menudo tienen pocas posibilidades de mantenerse en contacto. Ante la falta de comprensión humana y empatía personal, aumenta la hostilidad hacia los refugiados, que se refleja también en la discriminación en el mercado laboral. 

Sea cual sea el motivo del desplazamiento, el objetivo de NaTakallam es romper un ciclo de aislamiento de la sociedad y la economía, independientemente de su ubicación, situación laboral o cualquier otra barrera legal o social al empleo. A diferencia del sector humanitario tradicional, dependiente de la financiación externa y centrado en ofrecer soluciones a corto plazo, NaTakallam amplía las opciones de subsistencia mediante ingresos sostenibles y autónomos, así como apoyo social y desarrollo profesional. A largo plazo, NaTakallam aspira a crear un efecto dominó, cambiando la narrativa en torno a los refugiados, construyendo comunidades virtuales vibrantes y creando asociaciones para fomentar la inclusión de personas desplazadas en entornos académicos y empresariales.

Detalles técnicos y operativos

En la era de los “refugiados conectados”, y con la demanda de servicios digitales de enseñanza de lenguas en alza, NaTakallam ayuda a mejorar el talento lingüístico de los refugiados y su conciencia cultural para crear nuevas oportunidades laborales en la economía digital, contratando refugiados talentosos como tutores lingüísticos y traductores a  través de la economía digital. Los tutores se contratan a través de ONG asociadas sobre el terreno y se conectan con estudiantes de todo el mundo en un espacio de aprendizaje virtual. La innovación de NaTakallam consiste en cambiar la percepción tradicional de los refugiados, destacando su potencial en lugar de tratarlos como receptores pasivos de ayuda. 

La solución de NaTakallam produce múltiples resultados: (1) Los refugiados obtienen ingresos y construyen una comunidad (2) Se crean conexiones prósperas, trascendiendo fronteras y desmantelando el estigma que rodea a las personas desplazadas (3) El aprendizaje en línea adquiere una sensación y un tipo de comunidad totalmente nuevos, lo que permite incidir en las principales crisis mundiales.

 

Los productos de NaTakallam incluyen:

  • Sesiones individuales de idiomas e intercambio cultural (en varios dialectos árabes, persa, francés, español, ruso, ucraniano, kurdo, inglés y armenio); un plan de estudios integrado en árabe hablado y árabe moderno estándar.
  • Servicios de traducción e interpretación (se ofrecen servicios profesionales de traducción e interpretación en 20 idiomas)
  • Programas académicos (una variedad de clases semestrales de idiomas o sesiones de oradores invitados dirigidas a escuelas K-12 o en universidades)

La solución basada en el mercado de NaTakallam crea impacto a través de:

  • Ingresos financieros y habilidades interpersonales para las personas desplazadas; acceso a servicios lingüísticos asequibles y de gran impacto para una base de clientes que va desde grandes empresas a personas y estudiantes infrarrepresentados a través de asociaciones académicas. 
  • Propósito, dignidad y conexión humana con las personas desplazadas
  • Fomentar la esperanza, tender puentes y dar voz a los refugiados, más allá de los medios de comunicación y las esferas políticas, aportando al mismo tiempo empatía y servicios educativos impactantes.

Despliegue e impacto

Como empresa social, las operaciones de NaTakallam en servicios de aprendizaje de idiomas, traducción, interpretación e intercambio cultural han generado colectivamente más de 5.300.000 dólares. De esta cantidad, 3.200.000 dólares han servido para apoyar directamente a tutores y traductores procedentes de entornos afectados por conflictos y refugiados.

 

En lugar de ver a los refugiados como receptores pasivos de la ayuda, NaTakallam los ve como actores de una economía digital, y mide el impacto basándose en los siguientes indicadores clave de rendimiento: 

  • número de refugiados y miembros de sus comunidades de acogida que trabajan en NaTakallam
  • ingresos medios mensuales generados por los refugiados y los miembros de las personas afectadas por el conflicto
  • número de clientes que utilizan los servicios del NaTakallam
  • tasas de recurrencia de los clientes del NaTakallam
  • número de instituciones educativas, empresas y organizaciones que se han asociado con NaTakallam.

A día de hoy, los más de 500 socios lingüísticos de NaTakallam han trabajado con más de 16.000 usuarios individuales en más de 110 países. NaTakallam ha colaborado con más de 300 organizaciones e instituciones académicas, incluidas entidades notables como Ben & Jerry’s, Meta, Twitter (X), WeWork, ACNUR, Women Deliver, Care, la Universidad de Columbia, la Universidad de Cambridge y la Universidad de Yale. 

El 60% de los socios afirman que NaTakallam constituye su única fuente de ingresos. El 40% de ellos se mantiene económicamente a través de NaTakallam mientras persigue oportunidades educativas. El 30% de los socios afirma haber encontrado otro trabajo gracias a NaTakallam.

El impacto de NaTakallam se extiende más allá del aprendizaje individual de idiomas, y se ejemplifica a través de asociaciones con instituciones, escuelas y universidades. NaTakallam ha trabajado con más de 17.000 estudiantes en centros de enseñanza primaria y secundaria y con más de 4.000 estudiantes universitarios mediante la creación de asociaciones. Voces de refugiados: la iniciativa de intercambio cultural a medida de NaTakallam, que arroja luz sobre las experiencias de los tutores refugiados empleados por NaTakallam, ha repercutido en más de 900 vidas. 

El trabajo de NaTakallam también crea un efecto dominó a través de esta red virtual, haciendo avanzar el capital humano que ofrecen estas personas desplazadas, al tiempo que cambia la narrativa en torno a los refugiados. Además, al poner en contacto a tutores y traductores refugiados con empresas y organizaciones que buscan servicios de aprendizaje de idiomas y traducción, NaTakallam ayuda a las empresas a cumplir sus objetivos de desarrollo sostenible de la ONU.